Deja un comentario

¿Qué argumentos sostienen quienes defienden en el mundo el Premio Nobel de la Paz para la Brigada Henry Reeve?

Los médicos cubanos del Contingente Henry Revee laboran en las zonas alejadas y de difícil acceso Foto: Tomada de Internet

El clamor mundial por el otorgamiento del Premio Nobel de la Paz al contingente Henry Reeve, especializado en desastres y graves epidemias, recorre el mundo, y sus argumentos son los más justos y humanos para recibir tan alto galardón.

Mapa infográfico de la cooperación médica de Cuba en el mundo. Foto: Cubaminrex

La campaña inició, a propuesta de organizaciones solidarias en Europa, principalmente en Francia, con los movimientos Cuba Linda y Francia Cuba, en el mes de abril de 2020, e inmediatamente recibió el apoyo de fuerzas políticas, de escritores y artistas, legisladores y funcionarios públicos, de gente común amantes de la justicia y del progreso, a través de las redes sociales y con pedidos entregados al Comité Noruego, encargado del otorgamiento.

A este pedido se sumaron, recientemente, ciudadanas y ciudadanos mexicanos de diferentes ámbitos de la sociedad, entre ellos trabajadores de la cultura, el arte, la política, la producción, la educación, la ciencia y la salud.

Los que respaldan la candidatura alegan que, desde su nacimiento, en el año 2005, por idea del Comandante en Jefe Fidel Castro, sus primeras misiones en Guatemala y Paquistán salvaron la vida de miles de personas, después de sufrir los efectos de la tormenta tropical Stan y de un sismo de gran intensidad en el territorio asiático.

Aunque no pudieron ayudar al pueblo estadounidense, víctima del huracán Katrina, por el ensañamiento político de los gobernantes de ese país, a partir del 19 de septiembre (fecha fundacional), las múltiples brigadas han socorrido a los más necesitados de ayuda médica, incluyendo la epidemia de cólera en Haití, la de ébola en África, inundaciones en México y Bolivia, y varios terremotos ocurridos en China, Indonesia, Chile, Perú y el propio Haití, en 2010.

Llegan a las locaciones de trabajo, transportando el hospital de campaña, que arman en los primeros días de su estancia, y portan los enseres para un trabajo de supervivencia de varios días. Su trabajo se conjuga con la docencia, pues adiestran al personal paramédico, y con las investigaciones, ya que sus experiencias quedan plasmadas para las autoridades de Salud donde laboran, para aplicarlas en misiones futuras. 

Además, se incorporan a cumplir estrictamente con los protocolos de Salud de cada país, se suman a la estructura sanitaria y reciben gratuitamente a sus pacientes, aunque no hablen la misma lengua. Igualmente, están preparados para realizar cobertura médica en las zonas alejadas y de difícil acceso.

Su mayor mérito es salvar la vida a millones de personas, con dedicación, profesionalidad, altruismo y solidaridad, extendiendo su mano, brindando amor, alegría y esperanza de vida a todos sus pacientes, sin importar jamás el color de piel, ni su religiosidad, riquezas o parentesco filial. Ven en ellos al enfermo necesitado de ayuda.

Conceder el Premio Nobel de la Paz a las brigadas Henry Reeve significa otorgar esa distinción a un colectivo que verdaderamente aporta y trabaja por el bien de la humanidad. Al mismo tiempo, se dará una respuesta mundial a los que no pueden aceptar que un país pequeño y bloqueado por el imperialismo pueda ofrecer un servicio tan grande a la humanidad.

Aunque su actuar no ha sido movido por la obtención de galardones, ostentan el Premio de Salud Pública en Memoria al Dr. Lee Jong-Wook, otorgado por la Organización Mundial de la Salud, en mayo de 2017, en reconocimiento a la labor desplegada en el combate al ébola en África.

Según los requisitos para obtener el Premio Nobel de la Paz, cuentan el sacrificio, la entrega, la voluntad y el simple deseo de hacer el bien a los demás. Entonces, es meritorio reconocer la dignidad, ética, sacrificio y honradez que caracteriza a los médicos cubanos, quienes parten hacia otros territorios impulsados por el principio del internacionalismo proletario.

Tomado de Granma

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Guerrero Boliviano

Desde Bolivia nuestro corazón cubano...

CHAMOSAURIO

Actualidad política de Venezuela

Hastaelnocau

Blog de Marco Teruggi

A %d blogueros les gusta esto: